Postergan el juicio por la megacausa

Antonio Gaspar
04-03-2013 - Por segunda vez se suspende la audiencia. esta vez por una afección cardíaca del imputado Joaquín Cornejo Alemán.

Una vez más se prorrogan las audiencias de la denominada megacausa por los crímenes de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura en Salta.

Se hará los días 18 y 19 de este mes a partir de las 9.

La nueva jornada de debate estaba reprogramada para ayer por la suspensión de la anterior audiencia del pasado 19 de febrero.

Ese día había sido pospuesto por problemas técnicos en el sistema de teleconferencia.

Ahora, la reprogramación se debió a que internaron al imputado Joaquín Cornejo Alemán por un problema coronario.

Si bien la defensa dijo que había sufrido una infarto, desde las querellas y la fiscalía pidieron al tribunal conformar un cuerpo médico para que establezca una mejor situación sobre la salud de Cornejo Alemán.

Sin la presencia de este actor clave el juicio no puede continuar, ya que aún faltan los testimonios de unos 90 testigos de los cuales 60 están vinculados al imputado.

En el mismo sentido, el tribunal decidió que si existe la conformación de una junta médica esta se realizará luego de la operación que, según la defensa, se le realiza al imputado.

Por lo tanto el tribunal decidió suspender también la audiencia programada para hoy y volver con las testimoniales que afectan a los otros imputados el 18 y 19 de marzo próximos.

Se trata de 37 casos vinculados con delitos de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura militar por el que están imputadas 19 personas entre policías, militares y un civil.

El debate es seguido desde la ciudad santefesina de Rosario por el imputado Víctor Modesto Mendíaz, en tanto que desde Buenos Aires hacen lo propio Héctor Luis Ríos Ereñú, Miguel Gentile y Carlos Mulhall.

El resto de los imputados siguen las audiencias, que se realizan sólo los lunes y martes desde el Poder Judicial.

No detendrán a Ovalle

Antes de terminar la jornada de la suspendida audiencia pidió la palabra David Leiva, abogado querellante de una de las partes.

Al letrado le pareció sospechoso que el único imputado civil, Juan Manuel Ovalle, haya encontrado a uno de los testigos de la causa en un festival de comidas regionales. Se trata del exintendente Eduardo Raúl Sángari, a quien Ovalle le habló sobre el juicio.

Por su parte, la abogada Verónica Hubert declaró bajo juramento que Sángari “no estaba intimidado, pero sí preocupado”. Por esa situación, Leiva pidió al tribunal la detención de Ovalle, sobre lo que coincidió la fiscalía. El argumento es que el imputado estaría condicionando los testimonios. Pero el tribunal negó el pedido y el imputado seguirá en libertad. Ahora se llamará a declarar a Sángari, luego a Ovalle y se convocará posteriormente a un careo.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Compartí

0

Te Puede Interesar

Comentá esta noticia