Desde poco antes del mediodía de hoy la Cámara de Diputados debatirá el proyecto de presupuesto provincial para el próximo año.
Sectores de la oposición anticiparon que rechazarán proyecciones restrictivas para municipios y obras públicas y la delegación de facultades para el manejo discrecional de recursos.
El Gobierno calculó un presupuesto de 31 mil millones de pesos para el 2016.
El Poder Ejecutivo solo gastará el 80% de esos recursos: 20 mil millones de pesos.
De esta cifra, $16 mil millones serán destinados para pago de sueldos.
El diputado Carlos Zapata (SNU) advirtió que aprobar el proyecto tal como lo envió el Ejecutivo es ceder facultades que tiene el Poder Legislativo.
Transferir, modificar e incrementar partidas de gastos y recursos abre la puerta al manejo desmedido, advirtió.
También Claudio Del Plá anticipó que el PO votará en contra porque el diseño que hizo el Ejecutivo es de crisis y que ésta recaerá en los trabajadores.
Observó que las proyecciones en salarios, obras públicas y transferencia a los municipios son claros indicadores de una restricción.
Obras estancadas Del presupuesto proyectado de $31 mil millones, solo $3,5 mil millones se asignan para infraestructura. Para sueldos, $16 mil millones.
Por otra parte, el oficialismo aprobará la prórroga, hasta el 31 de diciembre de 2016, para eximir del impuesto a las cooperadoras asistenciales a empresas que aumenten su planta de trabajadores.
Este proyecto fue enviado a último momento y se tratará sobre tablas.
En tanto, Lucas Godoy insistirá con fijar un sistema de reelección indefinida de las autoridades del Colegio de Psicopedagogos. Esta reforma la rechazó dos veces el Senado.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora