Alumnos de escuelas de educación técnica de Salvador Mazza, Tartagal, General Mosconi y General Ballivián se reunieron ayer en la Escuela Técnica 3143 de la localidad de Aguaray para participar de la "II Feria Regional Técnica", exposición en la que dieron a conocer los más diversos proyectos sobre los que los chicos trabajan y concretan con la creación de novedosos artefactos.
Graciela Ochoa, vicedirectora de la escuela anfitriona, explicó que "la iniciativa surgió en 2013 con la idea de concretar un encuentro de todas las escuelas técnicas del departamento San Martín, para que la comunidad pueda conocer los proyectos y los trabajos que surgen de las aulas de nuestras instituciones educativas".
"La primera edición se realizó en Tartagal y participaron las 10 escuelas de todo el departamento San Martín, que están orientadas a la Electromecánica, la Electrónica, Agrotécnica y Química como es el caso de la escuela nuestra de Aguaray, la única con esa orientación en toda la zona norte", explicó la docente.

escuela tecnica aguaray 2.jpg
Los estudiantes dieron explicaciones sobre el proyecto para fabricar aceite esencial.
Los estudiantes dieron explicaciones sobre el proyecto para fabricar aceite esencial.
Si bien el año pasado el encuentro no se pudo concretar como consecuencia de las medidas de fuerza del sector docente "en este segundo encuentro, que se postergó para este año, somos las tres escuelas técnicas de Aguaray la 3120, la 3130 y la 3143 las organizadoras de la exposición", dijo Ochoa.
La vicedirectora explicó además que "este evento tiene por objeto reivindicar y revalorizar la enseñanza de las escuelas de educación técnica y que toda la comunidad pueda conocer y valorar los trabajos que hacen los alumnos.
La característica de las escuelas técnicas es que la carga horaria es elevada, ya que los alumnos concurren mañana y tarde a clases y realmente pasan muchas horas trabajando en proyectos que en la mayoría de los casos quedan solo dentro del ámbito de la comunidad educativa de cada uno y nada sale a la luz pública.
A la cáscara de naranja que desechan los chicos que fabrican dulces queremos utilizarla en el nuevo laboratorio, para lograr aceite esencial. Lo que buscamos es que los egresados tengan experiencia de trabajo y una visión más amplia de lo que pueden lograr como emprendedores".
"Por eso, un encuentro como el de ahora sirve, también, para debatir, comparar métodos de enseñanza y mejorar todo el trabajo que se hace en estos establecimientos de todo el departamento", agregó Ochoa.
"Nuestros alumnos tienen a partir del primer año del ciclo superior materias y trabajo en los laboratorios de química, con sus plantas productivas de mermelada y yogur, de aceites esenciales y biodiesel y el último laboratorio habilitado, que es el de Microbiología", explicó orgullosa.
Ochoa agregó que "contamos con una planta de biodiesel y estamos ensayando con el tártago como materia prima".
"Para desarrollar este tipo de proyectos se requiere docentes capacitados y si bien ese tema por suerte ya se pudo concretar, tenemos dificultades con la obtención de los reactivos. Pero son temas que precisamente aparecen por tratarse de iniciativas muy novedosas para la región", dijo.
escuela tecnica aguaray.jpg
Una alumna muestra un ensayo de laboratorio para nuevos proyectos.
Una alumna muestra un ensayo de laboratorio para nuevos proyectos.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora