La falta de médicos especialistas en diferentes hospitales del interior y centros de salud hace que una gran cantidad de pacientes deba recurrir a los hospitales de Salta capital en busca de un alivio para sus enfermedades. La situación por momentos pone en riesgo de colapso a las instituciones más importantes del sistema sanitario como el hospital San Bernardo.
"El hospital de Metán no tiene dermatólogo, por eso nos mandaron a que nos hiciéramos ver aquí", dijo aEl Tribunoun matrimonio oriundo de Ríos Piedras mientras aguardaba para entrar en los consultorios externos del hospital San Bernardo.
"Es solo para curaciones", fue la respuesta de Ángela Carrizo al ser consultada sobre la causa por la que no concurrió al centro de salud de su barrio (San Francisco Solano). Con sus hijos, ella esperaba por atención pediátrica en el sector de emergencias del hospital Papa Francisco.
"Pedimos plata prestada de todos lados para traer a mi mamá de Tartagal, allá nunca nos dijeron que el malestar que sentía era cáncer", contó Julio Valor, quien se turna con sus hermanos para cuidarla mientras está internada en el San Bernardo.
Abajo de un árbol o en los escalones de la entrada del nosocomio, los pacientes pasan horas esperando entre turnos para hacer consultas y estudios médicos.
Poco les importa el tiempo que deben pasar ahí. El objetivo es conseguir que un médico los reciba y les brinde el tratamiento que necesitan.
Luis Dorrego cuenta que es la sexta vez que le postergan la cirugía. "Este es el sexto lunes que me hacen venir y me mandan a la casa de nuevo. Si no es porque no hay cama, es porque no leyeron mi historia clínica o se olvidaron de decirme cuáles medicamentos no podía tomar", relató este hombre de 60 años que debe operarse de una hernia.
Acompañado por su esposa y con una bolsa en la que lleva sus pantuflas y elementos personales como hace varias semanas, él espera una solución. "Está bien que no tengamos donde más ir, pero merecemos un poquito de consideración y respeto", aseguró la mujer.
Por la guardia
Entrar por la guardia resulta muchas veces la opción más rápida para acceder al sistema de salud, lo que satura un servicio donde los pacientes en riesgo de muerte deberían ser la prioridad.
"Cuando lográs que te atiendan, la asistencia es buena pero estás limitado a no quejarte de nada, se recibe mucho maltrato de los empleados. Somos pobres pero no nos merecemos eso", dijo Mabel (quien no quiso dar su apellido por temor a represalias).
Junto a su madre, ella esperaba en la puerta de emergencias para ver al familiar que tienen internado en el denominado "showroom" del San Bernardo.
La sala cuenta con ocho camas, que se suman a las 23 de la guardia y las más de 400 que tiene el hospital.
Por la línea gratuita (08004444111) del hospital San Bernardo o por una interconsulta derivada de centros de salud para el hospital Papa Francisco, obtener atención médica no es tarea fácil en Salta.

En la ciudad de Salta y alrededores

Las fallas en la atención del primer nivel de salud en la provincia son una realidad que se plantea desde hace tiempo.
La ciudad de Salta y sus alrededores cuenta con aproximadamente sesenta centros de salud, de los que gran parte padece la falta de especialistas, como es el caso de pediatras y ginecólogos.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...