Si el primer paso no se da en la casa se puede dar en la escuela, y mientras los padres aceptan la realidad de la obesidad como enfermedad, varias instituciones escolares ya tomaron la delantera. Una de las herramientas que ayudan desde hace 2012 a combatir el sobrepeso en los niños son los quioscos saludables en las escuelas.
Luego de varios años de tarea, la encargada del proyecto, Marcela Martínez, licenciada en Nutrición, destacó que la tarea en escuelas privadas también están dando muy buenos resultados.
"Una de las escuela que mejor tarea realiza con los quioscos saludables es el colegio Belgrano, que tiene 1.400 alumnos. La UNSa firmó un convenio con la institución para realizar talleres de capacitación a los docentes de ambos turnos y niveles, esto también incluyó a los alumnos y al quiosquero", contó la licenciada Martínez.
La capacitación que propone el proyecto incluye la entrega y análisis de información referida al quiosco saludable, las acciones educativas que el colegio requiere para transformar su quiosco tradicional en uno saludable y capacitaciones al quiosquero.
"Estas charlas incluyen el marco legal que debe tener el quiosquero y hasta se le aconseja los colores con los que debe pintar el local y cómo disponer los productos", destacó la licenciada en Nutrición.
En cuanto a la aplicación del programa en las escuelas públicas, 46 instituciones ya cuentan con su quiosco saludable, todos ellos de capital. Pero para que todo esto resulte, el apoyo de los docentes desde el aula es esencial. El programa le ofrece a los maestros material de estrategias para transferir en el grado y al quiosquero se le entregan recetarios económicos y fáciles de hacer
"Hoy la demanda de los sociedad salteña hacia los quioscos saludables va creciendo en forma favorable. Muchos docentes del interior quieren que el quiosco esté en sus escuelas, además desde al Comisaría del Menor también pidieron tener un local de estas características", destacó Marcela Martínez.
Para 2016, el programa Kioscos saludables espera llegar al interior. La licenciada Martínez le adelantó a El Tribuno que existe un proyecto de ley que espera media sanción y su posterior promulgación y reglamentación para que los quioscos estén también en el interior de la provincia.
Los quioscos saludables ofrecen recetas de anchi, flan, gelatinas y frutas, además de otras preparaciones que pueden elaborarse en las cocinas de las escuelas. Además, los productos deben estar rotulados y con la medida que debe consumir el niño.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora