El ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, se reunió hoy en Casa de Gobierno con el designado titular de la cartera de Transporte, Guillermo Dietrich, a quien le entregó el Plan Operativo Ferroviario Quinquenal y con quien avanzó en el traspaso de la gestión de cara al 10 de diciembre próximo, según informó el organismo.
"Siento una enorme satisfacción de que sea Guillermo (Dietrich) quien me reemplace, y así como cumplí con mi palabra de que si no era candidato a presidente me iba ir a mi casa, doy mi palabra de ayudarlo a Guillermo para que sea mucho mejor ministro que yo y tenga más éxito que yo, porque eso quiere decir que se siguió mejorando la vida a la gente", afirmó Randazzo tras la reunión.
"Durante la reunión entregué a Guillermo el balance de gestión 2014-2015 y el Plan Quinquenal Ferroviario, que es nuestro aporte al futuro, porque sobre la base de lo que hicimos, plasmamos lo que se puede hacer en los próximos cinco años", continuó el funcionario, según informó en un comunicado.
El ministro resaltó la necesidad de "trabajar juntos para que esta renovación ferroviaria, la más importante de los últimos 60 años, no se detenga por el hecho de que haya un cambio de gobierno", y afirmó que "en la planificación de largo plazo está la garantía de consolidación de las políticas de Estado, y sin lugar a dudas la recuperación ferroviaria lo es".
Por su parte, Dietrich consideró que la reunión fue "muy buena". "Con Florencio empezamos a trabajar juntos hace tres años y medio, y la relación no cambió nunca en todo este proceso, incluso cuando fue precandidato a presidente o ahora en la transición", indicó. "La relación siempre fue de respeto y colaboración: por ejemplo el proyecto de la Autopista Illia, sus nuevas bajadas, o destrabar infinidad de cosas que estaban paralizadas y que son importantes para la gente", agregó quien ocupará la cartera desde el 10 de diciembre.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Álvaro Figueroa
Álvaro Figueroa · Hace 12 meses

Es estimulante, comprobar que el buen ejemplo también cunde, y que son varios los que se dieron cuenta que al ballotage lo ganó Mauricio Macri; que deben entregar el poder como corresponde; que el que viene no es un enemigo; que la función pública tiene vocación de continuidad y que los miembros de cualquiera de los Poderes del Estado no son dueños de nada, que no sea la obligación de servir a la comunidad con honradez y eficiencia. Civilización o barbarie.


Se está leyendo ahora