Tras las denuncias de vecinos del nuevo complejo habitacional tartagalense, el Instituto Provincial de Viviendas informó que ya realizó un operativo para relevar los daños y realizar reparaciones.
Lo hizo junto a obreros de la empresa contratista Garín Construcciones para ofrecer una solución inmediata a las familias que sufrieron algún desperfecto en sus casas, agravado por las lluvias registradas en las últimas semanas en la zona.
Según se informó, el equipo de trabajo evaluó las manzanas A hasta la E, que componen la totalidad del barrio y entre los casos más urgentes se dispuso arreglar filtraciones de agua en losas planas e inclinadas.
Asimismo, se envió a la contratista encargada de la obra los informes del relevamiento para que continuara durante esta semana con los arreglos correspondientes, ya que según recordó el Instituto, la empresa tiene 5 años de garantía sobre lo construido a partir de la entrega, que se hizo en octubre último.
El IPV recordó que los vecinos cuentan con un plazo de garantía mediante el cual la empresa contratista tiene la obligación de refaccionar o arreglar cualquier desperfecto en las unidades. En caso de plantearse alguna situación de esa naturaleza, deben dirigirse a la sede del organismo en Tartagal, ubicado en Rivadavia 4, y realizar el reclamo correspondiente para repararlo.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia