*

Rescataron a un taxista que cayó en un barrial
El taxista Mario Fernández, fue otra de las víctimas de la tormenta de ayer. Pero en este caso, sus problemas tuvieron final feliz gracias a la intervención de efectivos del 911. Promediaban las 4.30 de la madrugada, cuando este hombre circulaba con un pasajero por barrio Solidaridad. "Me di de golpe con un badén que se había transformado en una laguna. Por esquivarlo me metí en la banquina y el auto se hundió en el barro", contó Fernández.
El hombre recordó: "No sabía qué hacer. El barro tapaba por completo las ruedas y estaba en medio de una oscuridad total. Atiné a llamar al 911 y fue grande mi sorpresa cuando a los 5 minutos se presentó un móvil policial y en él los agentes Guitián y Maldonado, de la Comisaría 4, quienes no tuvieron fiaca de trabajar al menos una hora para ayudarme a sacar el vehículo del lodo".
No solo hizo falta una lanza y la tracción de la camioneta policial para desenterrar el taxi, sino que los efectivos de seguridad tuvieron que buscar palas y otros elementos. "Pobres, quedaron embarrados enteros, pero me ayudaron a salir del apuro. No quería que esta actitud de servicio pase desapercibida, en tiempos en que a nadie parece interesarle los problemas del otro. Son un verdadero ejemplo", concluyó Fernández.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...