Los tiempos le corren rápido al juez federal de Orán, Raúl Reynoso, quien hoy podría dejar ese cargo. Ayer, el Consejo de la Magistratura de la Nación lo suspendió y dispuso que se inicie el proceso de remoción, por mal desempeño de sus funciones.
Aunque en los últimos dos meses Reynoso fue noticia porque lo acusaron y procesaron por el supuesto cobro de coimas a narcotraficantes (hechos más conocidos como el narcoescándalo judicial de Orán), la suspensión le recae por otra causa en la que se cuestiona su actuación como juez y víctima a la vez.
Si le llega la notificación (se supone que será enviada por fax desde Buenos Aires a Orán), el magistrado debería dejar hoy mismo el cargo.
En simultáneo, la Cámara Federal de Apelaciones de Salta (que también será notificada por el Consejo) deberá designar en un plazo brevísimo a quien quedará al frente del Juzgado Federal de Orán.
De amenazado a sancionado
La mañana fue agitada. Comenzó a las 11 con la reunión de la Comisión de Disciplina y Acusación, en la que se analizaba la conducta de Reynoso. Se trata de la denuncia que le hizo David Ramón Mazzutti, en la que acusó al juez de atropellos e ilegalidades a sus derechos constitucionales.
El 24 de diciembre de 2014 Reynoso hizo detener a Mazzutti fundamentando la medida en que este último fue a la casa del juez y lo amenazó. Mazzutti cuestionó toda la actuación del magistrado.
Ayer, el consejero Luis María Cabral, miembro de la Comisión de Disciplina, presentó un dictamen acusatorio, en el que resumió algunas de las irregularidades que Reynoso habría cometido en el caso: el arresto se extendió más de 20 días (cuando la ley establece 10 como límite para las detenciones preventivas), se efectuó sin mediar requerimiento ni intervención del fiscal federal de Orán, dispuso seguimientos, vistas fotográficas e informes producidos por empleados del tribunal sin observar las formalidades de la ley.
"La intensidad de las faltas que aquí se reprochan constituye fundamento suficiente para apartar al doctor Reynoso del ejercicio de la magistratura", afirmó Cabral ante la Comisión que debatía en el edificio de Libertad 731, en Buenos Aires.
Por ello instó al grupo de consejeros a "proponer al plenario (del Consejo) la apertura del procedimiento de remoción del doctor Reynoso por mal desempeño en sus funciones".
No pasaron muchos minutos y la Comisión aprobó esa moción que, tal como establece el procedimiento interno, pasó al plenario de consejeros. Faltaban pocos minutos para las 13.
Un dato llamó la atención de todos. En plena reunión de la comisión, el consejero y diputado nacional por el FPV, Héctor Recalde recibió un mail de Reynoso. Sin haberlo leído, lo puso a consideración de la comisión. Cabral lo leyó y dijo que en el mail el juez explicaba un hecho referido a la propiedad de un campo.
La votación
Luego se reunió el plenario del Consejo de la Magistratura, que como primer punto de la jornada tenía la elección de autoridades. Miguel Piedecasas fue elegido presidente y Leónidas Moldes vicepresidente.
Luego de un cuarto intermedio que se prolongó mucho más de los diez minutos previstos originalmente, los consejeros regresaron a la mesa y a las 14.35 aprobaron la suspensión de Reynoso y el inicio del juicio político para removerlo del cargo.
Votaron a favor de suspender al juez oranense, Piedecasas, Moldes, Ángel Rozas, Gustavo Valdés, Luis María Cabral y Adriana Donato. Se retiraron durante el cuarto intermedio y no regresaron Recalde, Virginia María García y Jorge Daniel Candis. Juan Bautista Mahíques (representante del Poder Ejecutivo) dio quórum pero se abstuvo de votar aduciendo que por su reciente asunción no conocía la causa.
Lo que sigue
Hoy se prevé que serán notificados todos los interesados: Reynoso -que debería dejar el juzgado- y la Cámara Federal de Apelaciones que debe designar a su reemplazante.
Para el jury, Cabral y Donato quedaron a cargo de actuar como los acusadores (o fiscales) frente a Reynoso, quien podrá designar un abogado para que lo defienda (de hecho actualmente es defendido por el estudio del doctor Oscar Luis Vignale).
Las fechas para que el jurado de enjuiciamiento se reúna y convoque a las partes a presentar pruebas aún no se fijaron.
La disposición del Consejo es suspender a Reynoso, quien no pierde la inmunidad que tiene como juez. Esto es importante ya que en la causa del narcoescándalo, el juez federal Julio Bavio lo procesó con prisión preventiva, detención que no se puede realizar precisamente por los fueros de los que goza.

once años22.jpg


¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...