Pasó hace dos semanas pero vale destacarse. El 28 de octubre pasado, un centenar de integrantes de la comunidad Río Blanquito, en la zona serrana de Orán, a unos 65 kilómetros de la ciudad, participaron junto a casi todos los chicos que asisten a la escuela 4.462 de una jornada solidaria.
La movida está organizada desde hace ocho años, a nivel global, por la ONG Red de Comunidades Rurales y consiste en programar un partido de fútbol de los chicos de alguna escuela alejada de los centros urbanos, como excusa para que los adultos se junten ese día y emprendan una actividad en beneficio del establecimiento o de la comunidad toda.
En el caso de Río Blanquito, los vecinos se unieron para restaurar la cruz y su base, que están arriba de una cuesta al lado de la iglesia y limpiaron ese terreno alrededor para habilitarlo como un mirador.
También levantaron en piedra una base para poner 3 mástiles en la cancha de fútbol, donde colocar las banderas de Salta, de la Argentina y la wipala. Ademñas, realizaron de cedro una cruz enorme para ponerla en el cementerio y así tener un espacio para rezar y prender velas.
Este encuentro solidarios se celebró en el marco del 8§ Encuentro Global de Fútbol Comunitario Rural, aunque la comunidad kolla oranense participa por segundo año en este tipo de actividad.
Los organizadores de la jornada global explicaron que "el principal objetivo del encuentro es fortalecer el sentido comunitario entre las escuelas y las familias rurales, invitándolas a pensar, organizar y concretar una acción solidaria que sea útil para mejorar la vida en su propio lugar".
Así, entre los logros de otros lugares se cuentan el armado de huertas, la refacción de escuelas, la plantación de árboles, charlas preventivas, limpieza del pueblo y costas de ríos, la creación de nuevas bibliotecas escolares, patios de juego o la colocación de nuevos carteles de señalización.
"Estas acciones me movilizan y me atraviesan profundamente. Son un gran ejemplo. No sé cuándo terminarán de bajar las emociones, supongo que en algún momento. Es una semana muy intensa, donde los vínculos se van afianzando y en pocos días compartís tanto, que la vuelta cuesta", expresó Almudena Van Der Ghote, integrante de la Red de Comunidades.
Ese día, la comunidad de los cerros sabía que trabajaban junto a miles de chicos y chicas de escuelas y comunidades rurales de todo el mundo, aunque no los vieran o supieran de ellos. Y jugaron al fútbol a modo de celebración de lo que su comunidad puede conseguir trabajando en equipo.
Esa es la propuesta del Encuentro Global de Fútbol Comunitario Rural, ser una jornada solidaria impulsada por la Fundación Red de Comunidades Rurales en favor de la educación, la salud, el ambiente, la cultura y el desarrollo humano.
Valiéndose del deporte como lenguaje común, la iniciativa invita a las familias a realizar una acción solidaria y a festejarla luego con un partido.
La Fundación Red de Comunidades Rurales es una organización social integrada por un equipo de profesionales y cientos de colaboradores y voluntarios argentinos y de otros países del mundo, que tiene como misión articular esfuerzos y movilizar recursos para acompañar el desarrollo de los pobladores rurales en situación de riesgo o exclusión social.
Cada comunidad organiza su propio encuentro y decide qué acción realizar en función de sus recursos y necesidades. Al finalizar, las experiencias son compartidas por la Red a través del sitio www.futbolrural.org .ar, para que los participantes se conozcan y generen espacios de intercambio.

Superar el aislamiento

La escuela 4.462 de Río Blanquito necesita urgente la construcción de defensas sobre el río Sauzal, que corre lindero al edificio escolar, porque amenaza con arrasar el edificio con cada creciente.
El 3 de marzo de 2015 una gran creciente derribó una defensa natural y destruyó parte de los gaviones que protegían el establecimiento.
Otra necesidad es el restablecimiento del sistema de provisión de agua, que se encuentra funcionando en forma precaria desde esa fecha, porque una empresa que resultó adjudicataria de la obra no cumplió con los trabajos. Otro problema grave es el aislamiento que sufren los vecinos en verano por las crecientes.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora