En el tercer día de audiencias en la sala III del Tribunal de Juicio contra José Luis Marino Rótolos, acusado de haber matado de tres disparos en la cabeza al cambista jujeño Marcos Antonio Ortega en abril de 2013, declaró y dijo no tener nada que ver en los hechos. Negó haber conocido a la víctima.
El representante del Ministerio Público Fiscal, Rodrigo González Miralpeix, solicitó ampliar la acusación a homicidio criminis causae. En su alocución Rótolos indicó que previo a la desaparición de Ortega y posterior crimen, viajó a Tilcara y luego a Córdoba. Luego desmintió los dichos de un oficial que había declarado como testigo y además denunció torturas. Hoy continuará el juicio a partir de las 9 en la Ciudad Judicial de esta capital.
El cuerpo del cambista jujeño Marcos Antonio Ortega fue hallado por efectivos de Gendarmería en un barranco de cinco metros de profundidad, a un costado del camino de cornisa, 10 kilómetros al norte de La Caldera. Estaba calcinado y tenía tres disparos en la cabeza. Ortega estaba desaparecido desde hacía cinco días.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora