*

Miguel Antonio Medina: “‘Hacete amigo del juez’ es la muestra de un país al margen de la ley”
Miguel Antonio  Medina: “‘Hacete amigo del juez’ es la muestra de un país al margen de la ley”

¿Qué lo alentó a escribir estos dos tomos, de un tema arduo, pero que toca la vida cotidiana de la gente?
La idea original es comentar artículo por artículo el nuevo Código Procesal de Salta. Como todo comentario, expresa el punto de vista personal, poniéndome en la mente del legislador para interpretar cómo quiso legislar.

La sociedad tiene una visión deshumanizada del juez. ¿Cuáles son sus vivencias ante un expediente que pone en juego la libertad, los derechos, los bienes y la dignidad de las personas?
La del juez es una función muy difícil y una responsabilidad enorme. Uno lo sabe y lo siente sin necesidad de que nadie nos diga nada. Los casos tienen de por sí motivación suficiente, los que usted menciona y otros sumamente delicados, que requieren un análisis cuidadoso y fino, y sobre todo muy humano. La violencia contra la mujer y la identidad de género, por caso, son cuestiones donde el juez debe sentirse interpelado en lo más profundo. La corrupción, la trata de personas, la droga... todo tiene víctimas y todo exige la responsabilidad para garantizar el derecho. Esa responsabilidad, en el Código reformado, recae primordialmente en el fiscal. Si trabaja bien, debe encontrar las pruebas, porque sin pruebas no hay elementos para la acusación.

¿Cómo evalúa el rol de los fiscales salteños?
Evaluar una reforma requiere diez años, por lo menos. Antes, es prematuro. Mi impresión es que hay mucho por mejorar y que el balance provisorio es positivo.

¿Se agilizó la Justicia?
Hay algunos avances.

Algunos dictámenes de fiscales provinciales rayan en lo desconcertante, por ilógicos. ¿Están atados al poder político?
Un fiscal, un magistrado son responsables de sus actos. Sería muy fácil eludir la propia responsabilidad amparándose en alguien que lo digita desde arriba. Lo que hacen es exclusiva responsabilidad de cada uno. Si obran como corresponde, no tienen por qué temer.

Con seis años de atraso designaron al juez federal de Tartagal.

Es sumamente positivo. Cuando se designen al juez titular y con acuerdo en Orán y al de Libertador General San Martín, en Jujuy, se va a cerrar el anillo que hace falta en el norte para enfrentar la escalada de violencia y de delincuencia en la frontera.

A los jueces federales les toca bailar con la más fea...
Sobre todo en el norte. El núcleo del problema del narcotráfico y la trata está en la frontera.

A nivel nacional, ¿se tiene una idea acertada sobre la magnitud de la expansión del crimen organizado en nuestra región? 
Observo señales positivas a partir del cambio de gobierno. Se notan medidas y objetivos para aumentar la seguridad en el norte. Pero todo lo que se haga termina siendo poco. No podemos hablar de una justicia federal en el norte sin una cárcel federal. La de Güemes está colmada, y la de Cerrillos es pequeña y solo para procesados. En Orán es urgente una cárcel para cien personas, demanda que se va a ampliar con el nuevo juzgado en Tartagal.

En los casos de Micaela y Emanuel Balbo, los acusados son personas que uno piensa que “deberían estar en cana”. Como ciudadano, ¿cómo los vive?
En el caso de Micaela, la conducta del magistrado entrerriano está siendo analizada por el jurado de enjuiciamiento. Las instituciones están funcionando. En el caso de Balbo, me dura la sorpresa y me resulta bochornoso el video, que es un testimonio de salvajismo, indiferencia y violencia. Mostró brutalmente a un grupo de personas que golpeaban a un inocente. Es conmovedor y espantoso.

En el Martín Fierro se habla de la Justicia. “Hacete amigo del juez”, del Viejo Vizcacha, o “la ley es como el cuchillo, no ofiende a quien lo maneja”, del Moreno. A la gente, le llega. ¿Al juez?
Martín Fierro fue escrito hace casi 150 años, por un autor que no era un marginal ni un proletario, sino un representante de los sectores más acomodados de su tiempo. José Hernández denuncia, ya entonces, el gran dilema argentino: qué hacemos con la ley, más que con los jueces. Hace unos días Santiago Kovadloff hizo una distinción muy buena entre “Nación” y “conglomerado”, y afirmó que mientras los ciudadanos no aceptemos que debemos estar bajo la ley, y no por encima, la Argentina seguirá siendo un conglomerado. Este es un país que siempre ha vivido al margen de la ley. Es el contenido de un libro extraordinario de Carlos Nino, filósofo y asesor de Raúl Alfonsín en un momento glorioso del radicalismo. Allí se sintetizan y se interpretan nuestras penurias. Cuando vivamos dentro de la ley, las frases de Martín Fierro serán leyenda; hasta entonces, conviviremos con ellas. Si no cambiamos nuestra cultura, no cambiará la Justicia.

Otra cita obligada es el Cuchi y su “Chacarera del expediente”...
El Cuchi nunca ejerció como abogado porque no quería “vivir del litigio ajeno”. Eligió vivir de la docencia y, luego, de su genio. Su chacarera describe una realidad que sufre “el pobre que nunca tiene ni un peso pa andar contento”, y que debe recurrir a mil recursos para recuperar la libertad. Hasta vender la cama. Es un retrato fiel, que nunca perdió vigencia.

Presenta su libro sobre el Código salteño

 

El juez federal salteño Miguel Antonio Medina presentará hoy a las 18.30, en el Aula Magna de la Universidad Católica, su libro “Código Procesal Penal de la Provincia de Salta. Comentado, concordado y anotado”, de dos tomos, que publicó la editorial Bibliotex, de Tucumán. 
Al definir el espíritu que animó la redacción de este texto, Medina señaló que “mi propósito es que se reflexione sobre la ley y el Estado de Derecho”.
En una entrevista con El Tribuno, el magistrado, que fue juez provincial y ahora, federal, analizó el escenario de la Justicia en general, pero consideró prematuro evaluar los resultados del nuevo Código.
Participarán en el acto el decano de Derecho de la Ucasal, Omar Carranza; el abogado Darío Palmier, que fue uno de los redactores de la reforma del Código aplicada a partir de 2012, y el senador Rodolfo Urtubey. 

 

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...