Las 18 familias que residen en el lote San Martín, perteneciente al municipio de Campo Santo, padecen la falta de agua desde principios de diciembre del año pasado.
Ya pidieron a las autoridades responsables que les solucionen el problema de inmediato, debido a que están haciendo uso de agua de una acequia que atraviesa el lugar, líquido que no es nada seguro.
El problema del agua no es reciente. Por tratarse de un lote que pertenecía al ingenio, allí se construyeron viviendas para que sean ocupadas por los trabajadores de la empresa.
Es un paraje distante a unos 4 kilómetros de Cobos, que es la localidad más cercana. Por eso, el servicio de agua les fue brindado por camiones cisternas y los vecinos acumulaban el líquido en calicantos.
Con la construcción de la escuela rural Comodoro Py, se hizo necesario el comenzar a pensar en la entrega de agua por medio de cañerías.
La autopista de por medio
El recorrido desde Cobos hasta el lote era extenso y existía, y aún existe, un impedimento que era cruzar la ruta 9. Por esa razón se optó por realizar el tendido de una manguera hasta la escuela y luego se realizó una extensión hasta las viviendas del lote. La solución fue parcial; la manguera, de una pulgada y media, es insuficiente, se rompe en forma constante, se desconecta o carece de presión, dejando sin agua por varios días a sus habitantes. "Lo que le pedimos en reiteradas oportunidades a Aguas del Norte y a nuestras autoridades es que se haga un pozo", contó Rita Córdoba, una de las vecinas perjudicadas.
"El ingenio lo tiene pero no quiere compartir con nosotros. Pedimo que por lo menos nos cambien la manguera por una más gruesa, pero eso es solo algo provisorio", expresó. Don Justo Hernández, de 72 años, que residió toda su vida en el lote San Martín, es ahora el encargado de reparar la manguera cuando tiene problemas nuevos.
"Ya está cortada por todos lados, ya no se puede reparar. Por eso estamos desde antes de Navidad sin agua y debemos usar el agua de la acequia; yo quisiera que me den una solución", expresó con calma. Aquella calma que lo lleva una y otra vez a recorrer la manguera para ver dónde se rompió en cada oportunidad.
La comuna de Campo Santo retomó la entrega de agua por medio de camiones cisternas mientras se estudian las opciones para solucionar en forma definitiva el problema de la falta de agua.
"Está todo solucionado"
Desde Aguas del Norte, en tanto, informaron que "a pesar de que los vecinos del lote San Martín no son usuarios de nuestro servicio, la compañía atendió los reclamos de las familias de la zona, por lo que el martes 5, nuestro personal verificó la situación en la fuente y en el loteo constatando que el abastecimiento se encuentra normalizado".

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora