Un adolescente de 17 años perdió la vida ayer tarde cuando se encontraba con un grupo de amigos tratando de mitigar las altas temperaturas en las aguas del río Caraparí, el norte de la provincia.
El joven, de apellido Jacsen, era oriundo de San José de Pocitos, Bolivia y se hallaba junto a tres amigos en las agua del río, en una jornada de intenso calor.
Cerca de las 17.30 del domingo, el joven desapareció de la superficie y sus amigos dieron el alerta a los bomberos que esta tarde continuaban con la búsqueda del cuerpo, mientras notificaron a los padres que llegaron al lugar procedentes de Bolivia.
Según relataron fuentes consultadas, en el lugar suceden frecuentemente tragedias de este tipo, sobre todo en las jornadas de alta temperatura que obligan a la gente a buscar un lugar para refrescarse.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora