Como consecuencia de la política monetaria para frenar al dólar, los rendimientos de las colocaciones en pesos subieron entre 3 y 4 puntos.
La decisión fue tomada por el Banco Central, conducido por Federico Sturzenegger, subió las tasas de las Lebac al 37% anual para contrarrestar el alza del dólar.
Los bancos más agresivos corrigieron hacia arriba las tasas que ofrecen por la colocación de plazos fijos.
Las entidades pasaron del 23% en promedio que exhibían en febrero para colocaciones minoristas a 30 días en pesos a niveles en torno al 26 al 28%.
Si bien esto marca un cambio de tendencia, en el mercado calculan que el alza de los rendimientos en los plazos fijos no será permanente, ya que está atada a las decisiones del titular del Central.
El Banco Nación marcó una tasa del 26,5% para 30 días en pesos, mientras que el BBVA oscila entre 26 y 27% según el monto y el ICBC se ubica en 27,5%. El Supervielle y el Galicia ofrecen rendimientos del 28% y el Macro, 27,8%.
Para las inversiones de mayor volumen las tasas también subieron, ya que la Badlar que rige para los depósitos mayores al millón de pesos a 30 días quedó esta semana en 27,75% anual, unos 175 puntos básicos por encima de la de la semana anterior.
La reacción de los bancos apunta a recuperar depósitos después de que en febrero la escalada del dólar impulsara a los inversores a salir de sus colocaciones en pesos y volcarse a operar en la divisa estadounidense. Fuentes del mercado aseguran que el mes pasado inversores privados sacaron de los bancos $1.600 millones para pasarse a operaciones en dólares.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora