*

Suspenden cirugía a una mujer trans en el Materno Infantil
"La operación iba a ser este lunes (por hoy) y el viernes 26, por la tarde, me llamaron desde el hospital diciéndome que se suspendía la cirugía. No me dijeron por qué. Tengo que ir al hospital y ver al médico para que me explique. No sé si se suspendió por la difusión que tuvo la cirugía", contó Gabriela Dagum a El Tribuno, manifestando su angustia de estar parada en el mismo punto que hace cinco meses, cuando todo empezó.
La cirugía a la que iba acceder era un implante mamario, en el marco de un tratamiento de adecuación de género respaldado por el cumplimento de la Ley 26.743 de identidad de género.
Para ella son momentos de incertidumbre. Teme que por la difusión de la noticia no se concrete la cirugía que solicitó. El hospital había aceptado operarla, mientras que su obra social, el Instituto Provincial de Salud Salta (IPSS), se negó a darle cobertura.
"Desde marzo estoy con el IPSS para que me den cobertura por el implante mamario. Lamentablemente todos los médicos que consulté del padrón A me quisieron cobrar un plus. Por no querer pagar ese plus terminé en el Hospital Público Materno Infantil, donde me atendieron muy bien y llegué a esta instancia de la operación", explicó Gabriela.
El Tribuno le consultó sobre esta situación a quienes integran el Observatorio para la Promoción de Derechos de la Diversidad Sexual. Allí dijeron que no se registró un pedido formal sobre la situación de Gabriela Dagum, aunque manifestaron que en los próximos días harán un pronunciamiento sobre la suspensión de la intervención quirúrgica en el hospital público. Desde el Materno no informaron las causas de la suspensión de la operación.

28 mil pesos le podría haber costado la operación. Unos 20 mil por el cobro del plus y otros 8 mil para la prótesis.

Gabriela contó que cuando inició el trámite en su obra social para conocer la cobertura de la cirugía de los implantes mamarios, las dificultades surgieron luego de visitar varios cirujanos plásticos del padrón A. Todos le cobraban plus por la cirugía, cuando no debían hacerlo por normativa interna. Según la joven, le pidieron unos 20 mil pesos por el cobro del plus, más el porcentaje que ella debía abonar sobre el pago de la prótesis. Unos 8 mil pesos más.
"Como los médicos del IPSS no me daban una respuesta, la gerenta de la obra social, Gladys Sánchez, me derivó al hospital Materno Infantil para que me hagan la cirugía, ya que ahí no cobraban plus", dijo.
En el Materno Infantil le dieron a Gabriela la posibilidad concretar la cirugía. Eso fue hasta el viernes pasado, cuando la llamaron informándole que se suspendía. "Cuando me confirmaron que podían hacerme la cirugía en el hospital fue un alivio. Ahí también solicité al IPSS la cobertura del 100% de la prótesis, pero me la denegaron", explicó. Sobre las irregularidades, la joven dijo que sí hizo los reclamos ante las autoridades de la obra social provincial, sin respuestas.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...