Festejos, abrazos, alegrías y algunas lágrimas de emoción fue la reacción no solo del grupo de proteccionistas de Tartagal denominada Red Mascotera, sino de muchas personas que apoyaron la iniciativa y concurrieron al Concejo Deliberante para aplaudir la sanción de una ordenanza antipirotecnia.
La iniciativa, del edil Roberto Álvarez y Walter Salvatierra, obtuvo el voto unánime de sus pares y tiene amplio alcance: prohíbe el uso de pirotecnia en todo el ámbito del municipio de Tartagal .
La ordenanza, con la finalidad de no perjudicar a quienes ya habían comprado elementos de pirotecnia para su comercialización, entrará en vigencia a partir del 2 de enero próximo. Quienes incumplan la ordenanza, sean organizaciones intermedias, religiosas o particulares, se harán pasibles de sanciones que serán reglamentadas por el Ejecutivo municipal y ejecutadas por la Oficina de Control y Fiscalización y que llegarán a multas por importantes sumas de dinero. Por estos días se espera la promulgación del intendente Sergio Leavy para cerrar este tema que es de análisis en todas partes.

Aspectos del debate

Presentada y defendida por los concejales Álvarez y Walter Salvatierra, establece algunas excepciones como las salvas de bombas para las celebraciones patrias, ya sea el 25 de Mayo, 9 de Julio y en el caso de Tartagal el 13 de junio, aniversario de la ciudad. Respecto de la decisión adoptada, los ediles Mario Mimessi (UCR) y Sergio Gonzáles (PV) coincidieron en que debe ser precisamente el Estado municipal quien deba dar estricto cumplimiento a la ordenanza. "Si se prohíbe el uso de pirotecnia a los particulares y la violación de la ordenanza será sancionada con fuertes multas, el Estado es el que debe dar el ejemplo y no utilizar elementos en ninguna fecha. También objetamos el tema del horario, por lo que ahora la tolerancia en Tartagal es pirotecnia 0", dijo Gonzáles.

El bien es para todos

El concejal agregó que "la ordenanza estará vigente a partir del 2 de enero porque sabemos que hay comerciantes que ya adquirieron artículos de pirotecnia para su comercialización y lo que no queremos es generar ningún tipo de perjuicio económico para nadie". Y anticipó que, durante el debate, "también acordamos que vamos a sugerir y pedir a los concejos deliberantes vecinos que se sumen a esta iniciativa legislativa, porque no buscamos solamente el bienestar de las mascotas como se argumenta la mayoría de las veces, sino que los cohetes provocan otros perjuicios en la salud de las personas. Los niños con capacidades especiales, las personas que padecen autismo, los enfermos, los ancianos y los bebés de pocos meses de vida también sufren y padecen las consecuencias que provocan los estruendos, que cada vez son más intensos".
Al mismo tiempo, Gonzáles remarcó otro gran problema del uso de pirotecnia: los accidentes por quemaduras que, muchas veces, causan daños irreversibles.
"Queremos evitar que chicos y adultos lleguen a los hospitales con terribles quemaduras y lesiones en la vista. Todos los que integramos el Concejo Deliberante de Tartagal coincidimos en que hay otras formas de celebrar, pero no a costa del malestar de las personas y de las mascotas, que también son integrantes de las familias. En definitiva, los cohetes no deben ser un sufrimiento para nadie", cerró.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...