Alredor de sesenta taxistas pertenecientes al gremio Sicotasa interrumpieron la sesión de hoy en el Concejo Deliberante para presentar su situación "desesperada" ante el aumento del GNC y piden se cumplan las ordenanzas y los controles.
Tras la interrupción fueron atendidos por los presidentes de bloque del Concejo quienes les prometieron ayudar "en la medida de lo posible" y Ricardo Villada, presidente del cuerpo, les aseguró para mañana una reunión.
Desde el gremio pidieron a los ediles que velen por la aplicación de una ordenanza vigente que no se cumple y solicitaron mayor control de los precios del GNC en estaciones de servicios y la correspondiente cartelización del precio.
Advirtieron que su situación es límite y piden intervenir ante el INTI para que verifique que en las estaciones de servicio se venda la cantidad de gas que se pide y que se de la calidad apropiada.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Re KennethU
Re KennethU · Hace 5 meses

Cada día que pasa los quiero menos a los taxistas.


Se está leyendo ahora