Themis Riera es una amiga noctámbula que encontramos en el programa Hora 24, AM 840, portadora de un apellido querido en Salta y hasta diríamos con transcendencia nacional. Es la hija de Juan "el Panadero", amigo de poetas inolvidables de nuestro terruño. Ella escribió un libro de poemas "Despertando en el ocaso" y otro de chistes verdes "El lado verde de Themis Riera".

¿Cómo nació su pasión por la escritura?

De chica me gustaba la poesía y recitar en la escuela. Siempre estuve al lado de las letras, la casa de mis padres era visitada, entre otros, por Manuel J. Castilla y César Fermín Perdiguero. Manuel me escribió un poema muy lindo para mi casamiento.
Cuándo nos cuenta que le gusta hacer reír a la gente y que durante más de 30 años recopiló cuentos verdes para luego editarlos en un libro, le preguntamos ¿qué opina de la vida?

La vida es muy corta y hay que tratar de pasarla lo mejor posible, olvidándose del pasado, viviendo el presente y a mi edad ya no pensar en el futuro.
Sobre esta frase aclara...
El futuro es imprevisible. No es el pasado que ya lo conocemos, ni el presente que ya lo estamos "pasando". Ya en el momento que estoy hablando de mi presente ya es pasado. El futuro al que me refería es la incertidumbre que es en lo que no quiero pensar. No es que sea pesimista. Al contrario, soy la mujer más optimista. Mi carácter jocoso me ayuda a ser muy extrovertida. ­Cómo puedo no pensar en mis hijos, mi esposo y toda mi familia! Y no me olvido tampoco de mis amigos, que sé que siempre están a mi lado por más que nos separe un espacio físico. Espiritualmente estoy con todos.
¿Alguna frase para estos tiempos?
Para lograr un objetivo es necesario soñar... No pierdas más tiempo, largá todo a la m... y andá a dormir, jajajaja.
Esta última frase nos da pie para preguntar, ¿cómo surgió la idea de los cuentos verdes?
Me pasé recopilando chistes y cuentos de la televisión, la radio y de donde pude. Los anotaba en un papelito, después les daba forma y los archivaba. Cuando fui a Tartagal, en 1999, a cuidar las mellizas de mi hija, me llevé todas las anotaciones. Como las cuidaba de noche, aproveche y pasé todo a un cuaderno Avon, ­lo llené! Pasaron muchos años y decidí darle forma de libro.
La pregunta obligada, ¿no se pone colorada cuando los cuenta?
(Carcajada mediante, nos responde) No, será porque soy morocha.

¿Y los hijos qué le dicen?
Ellos me apoyan. El mayor, que es odontólogo y está en Buenos Aires, me dice que si quiero editar otro libro me paga la impresión. El "Lado verde..." lleva cuatro ediciones, con agregados en cada una. Me quedan chistes muy, pero muy verdes, pero no sé qué hacer.

Para el cierre le dejamos la edad de Themis, 78 años y en septiembre va por otrito más. Está casada con Dionicio Emilio Toranzo, tiene 7 hijos, 24 nietos y 5 bisnietos. ­Viva la vida!

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Violeta Roja
Violeta Roja · Hace 4 meses

El esposo, es Dionicio Emilio Turanza y no Toranzo!!


Se está leyendo ahora