Algunos seguían haciendo sobremesa en familia. Otros se divertían bailando de forma espontánea. Más allá, el ruido a fritura de los buñuelos empezó a atraer a más de uno. De fondo, una cueca boliviana amenizaba la tarde, que ya se había puesto gris. Sin embargo, el calor de la gente en la feria de las colectividades realizada ayer en plaza Alvarado se hizo sentir. Oficialmente informaron que más de 400 personas se acercaron hasta la muestra durante la jornada, pero de acuerdo a lo relevado por El Tribuno hubo muchos más visitantes. Pasadas las 13, varios puestos ya no tenían comida.
Carmen Vera, junto con su familia, recorrió los 38 stands desplegados en una cuarta parte de la plaza. La mujer contó que vive en Salta en barrio Sarmiento desde hace 20 años, pero es oriunda de Cochabamba. Estaba muy contenta de reencontrarse con la cultura y gastronomía típica de su país. "Comí de todo un poco, hasta empanadas chilenas de manzana", contó.
Luis González, representante de la sociedad civil boliviana, estaba feliz, aunque no pudo con su genio y se quejó: "Ocupar una cuarta parte de la plaza es la única falla. Ha habido un poco de incomodidad por la cantidad de puestos y mesas". Según el hombre, en la provincia hay 100 mil bolivianos residentes. También hubo elección de reina. Heidi Zuretti Keim, de la comunidad sirio libanesa, es la flamante soberana.

Embed
Desde nuestra APP CLIC AQUÍ

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora