Mashur Lapad y Manuel Santiago Godoy prometieron en nombre de las cámaras legislativas a los dirigentes de ATE que habrá sesiones extraordinarias para analizar la intervención del municipio de Coronel Moldes.
Hace diez meses, la concejal Rita Carrera describía la misma situación que hoy plantean los empleados, pero Lapad y Godoy, como todo el Frente para la Victoria, se alineaban con Osvaldo García para lograr su reelección.
A dos meses de iniciado el nuevo mandato, el municipio funciona en la casa de una vecina y García se convirtió en la síntesis de todos los males.
Uno de los más entusiastas impulsores de la intervención es el diputado tabacalero Esteban Amat. Probablemente García recuerde en estas horas que, no hace mucho tiempo, ambos compartieron en Moldes con el gobernador Juan Manuel Urtubey la enternecedora entrega a la ex presidenta de regalitos para Néstor Iván, su nieto, el hijo de Máximo Kirchner.
La política no entiende de emociones.
Ayer, con carteles y pancartas, un grupo de municipales cortaron la calle Mitre y volvieron a manifestarse frente a la Legislatura provincial. Amenazan con una huelga de hambre. Reclaman el pago en término de sus haberes que, según afirmaron, es irregular desde hace aproximadamente tres años.
García acumuló una deuda por anticipos de coparticipación por 16 millones de pesos. El edificio municipal lleva tomado más de 60 días y la solución no llega. De 195 trabajadores, 100 están de paro.
La postura de ATE es firme: no entregarán el municipio hasta la llegada del interventor.
Ni el desorden ni la falta de recursos se resuelven con una intervención. Enviar un delegado del gobernador con presupuesto disponible es un remedio institucional, pero en estas condiciones, casi extorsivas, muestra la fragilidad de las instituciones.
El escenario de Moldes no difiere del que, menos expuesto, puede descubrirse en el resto de las comunas.
Los diputados Amat y Jorge Soto prometieron que si el Ejecutivo no convoca a extraordinarias, las pedirán los legisladores. Hace pocos días, Godoy informó que se había reunido con García y que este le había prometido tomar las medidas que se esperan de un interventor. "¿Para qué vamos a intervenir?", se preguntó en una entrevista. Ahora, todo indica que cambió de idea.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...