Los tres condenados por el triple crimen de General Rodríguez anoche pedían garantías para entregarse a la Justicia tras haber protagonizado un tiroteo con oficiales de la Policía bonaerense en la localidad de Ranchos y las autoridades aseguraban que tienen 'identificado' el lugar donde se esconden.
El incidente se produjo alrededor de las 3:30, cuando personal policial de la localidad de Ranchos realizaba un control vehicular sobre la ruta 20 e interceptó una camioneta Ford Ranger de color gris, cuyos ocupantes atacaron a los uniformados e hirieron a dos de ellos, uno de gravedad.
El ministro de Seguridad provincial, Cristian Ritondo, confirmó que los que balearon a los policías son los hermanos Martín y Cristian Lanatta, y Víctor Schillaci, tres de los condenado por el triple crimen de General Rodríguez que escaparon el domingo pasado de la Unidad Penal número 30 de General Alvear. 'Sí son ellos. El salvajismo con el que actuaron da cuenta que no les importa morir', expresó el ministro en declaraciones a Radio Mitre, al tiempo que subrayó que 'es muy importante que sean atrapados con vida y que sean llevados a la cárcel'.
Por su parte, el fiscal de Brandsen Mariano Sibuet evitó confirmar que los tres atacantes del vehículo que fue demorado en la madrugada hayan sido efectivamente los hermanos Lanatta junto Schillaci, pero señaló que no se 'descarta ninguna hipótesis'.
Sibuet reveló que en la escena del delito se secuestraron 'siete vainas servidas y una pistola calibre 22 con un cartucho con doce proyectiles sin disparar'. Tras el episodio en el control vehicular se desplegó un importante operativo entre las localidades de Ranchos y Chascomús del que participan al menos 300 efectivos de la fuerza bonaerense y oficiales del grupo GEOF.
Ante ese escenario, los prófugos comenzaron a pedir garantías para entregarse, según indicó Ritondo en declaraciones periodísticas al tiempo que indicó que uno de los pedidos fue ser llevados a 'una cárcel federal en caso de que se entreguen'. El ministro indicó que las conversaciones eran llevadas por el abogado de uno de los delincuentes pero aclaró: 'La última conversación que tuve con él me dijo que había perdido contacto con ellos'.
Pese a que el tiroteo ocurrió en una zona rural de la Provincia, Ritondo afirmó por la noche que los prófugos 'están en un lugar poblado' y que 'el lugar está identificado', al tiempo que señaló que las fuerzas de seguridad están esperando 'encontrar el momento justo' para avanzar.
Asimismo, la camioneta que usaron al momento del tiroteo fue hallado en ADrogé, partido de Almirante Brown. En tanto, el director del penal de General Alvear, prefecto mayor Manuel Guevara, fue demorado este jueves por la Policía en el marco de la investigación sobre las causas que posibilitaron la fuga de los condenados. Los hermanos Lanatta y Schillaci se fugaron en la madrugada del domingo de la cárcel máxima seguridad ubicada en la localidad de General Alvear y por el hecho el gobierno provincial dispuso la remoción de toda la cúpula del SPB. Según la versión oficial, habrían escapado en primer lugar a bordo de un Fiat 128, tras amenazar a un guardia aparentemente con la réplica de madera de un arma y luego completaron la fuga une una camioneta, mientras se llevaba al custodio como rehén.
Los hermanos Lanatta y Schillaci estaban condenados a prisión perpetua por el triple crimen de General Rodríguez (en el marco del tráfico de efedrina) en donde murieron Sebastián Forza y sus dos socios, Leopoldo Bina y Damián Ferrón, en el año 2008. En plena campaña electoral, Martín Lanatta apuntó al entonces jefe de Gabinete y candidato a gobernador provincial, Aníbal Fernández, como ideólogo del asesinato en declaraciones periodísticas que ratificó ante la Justicia, circunstancia que algunos apuntan como decisiva en la victoria de la actual gobernadora, María Eugenia Vidal.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Comentá esta noticia


Azul Maria del Carmen Gutierrez Casanova

Muy raro todo esto