Un abuelo de 81 años, quien fuera atropellado el martes de esta semana en una esquina del barrio Tres Cerritos, falleció luego de agonizar durante tres días en el hospital San Bernardo, de esta ciudad.
Se trata de Tomás Garabito Villanueva, quien este viernes, cerca de las 22.30, dejó de existir a raíz de las complicaciones que sufrió tras el cuadro de politraumatismo de cráneo grave que le diagnosticaron los médicos como consecuencia del siniestro vial ocurrido en una esquina de ese barrio capitalino.
El pasado martes 24, alrededor de las 13.45, Villanueva caminaba por la intersección de la avenida Reyes Católicos y calle Los Alisos, en la zona norte.
Sin que aún estén esclarecidos las causas del siniestro vial, el anciano fue embestido por una camioneta que era conducida por un hombre de 42 años.
A raíz del impacto, Villanueva sufrió un duro golpe en la cabeza, además de otros traumatismos en el cuerpo.
De inmediato, una llamada al Sistema de Emergencia 911 alertó sobre lo sucedido y en pocos minutos llegaron una patrulla policial y una ambulancia en la que se trasladó al herido de forma inmediata al hospital San Bernardo.
Tras las primeras atenciones médicas, el abuelo quedó internado en observación debido a su delicado estado.
Luego de tres días y sin que registrara mejoras, su estado de salud empeoró el último viernes y a las 22.30 falleció. "Paro cardiorespiratorio por traumatismo de cráneo" quedó registrado como causa de su deceso en el certificado de defunción.

Epidemia

Con el fallecimiento del señor Villanueva y de las cinco víctimas de Orán, ya son 74 las personas fallecidas en Salta, en los primeros cinco meses del año, en siniestros viales.
En el registro estadístico se observa una leve disminución en comparación con 2015, cuando hasta el último día de mayo se contabilizaron 85 víctimas fatales en siniestros viales en toda la provincia.
Sin embargo, pese a esa baja numérica, los accidentes en calles y rutas son una epidemia en Salta, considerada uno de los distritos más peligrosos para el tránsito. Una epidemia que ni la Provincia ni los municipios han podido combatir hasta ahora.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


Re KennethU
Re KennethU · Hace 6 meses

Respetar a los demás es algo que no aprendieron nunca los conductores en Salta. Tampoco respetan las leyes de tránsito por supuesto.

hugo franco
hugo franco · Hace 6 meses

toda la parte del barrio castañares es una pista de carrera ....hasta la salita de castañ)doblan a derecha a fondo...algunos , otros hacen una cuadra mas y a fondo ....hasta av. patron costa ...pasando escuelas ,colegios comisarias...B°universitario ,Prque Belgrano..y otro centro de salud...todo eso y un solo reductor de velocidad a todos encumbrados abogados...adictos a la velocidad .........

Sergio  Escalante
Sergio Escalante · Hace 6 meses

El acceso norte se convirtió en un verdadero peligro, debido a que la mayoria de los cholulos de la católica y de ciudad judicial suelen ir y venir a alta velocidad, el protagonista de este lamentable accidente fue una camioneta amarok, la Municipalidad deberia instalar a la salida de dicho acceso los pianitos y no lomo de burro, para aminorar las velocidades con que se desplazan los vehiculos, ya que entran a una zona muy transitada por peatones, niños que van a las escuelas, colegios, ciclistas, motociclistas, por que si no vamos a seguir lamentando victimas inocentes, este acceso fue tomado como pista de automovilismo, nadie respeta a nadie, vayan a las estadísticas y veran cuantos accidentes se produjeron desde su habilitación.


Se está leyendo ahora