*

Fue durante un operativo de control comercial en la avenida San Martín, esquina peatonal Florida.

Inspectores municipales le secuestraron la mercadería a un vendedor ambulante y este reaccionó intentando golpearlos hasta que intervinieron policías.

Ante la impotencia, el mantero se arrojó abajo de un patrullero y luego de un largo forcejeo pudo ser retirado.

Un testigo del hecho contó que el hombre también se quería encadenar al móvil policial.

El vecino denunció que durante el operativo, los inspectores de Control Comercial arrojaron a la calle las ropas que ofrecía una vendedora ambulante

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...