La inyección de dinero que supondrá el "Plan Bicentenario", lejos de ser una solución definitiva, por lo menos será un respiro para muchos de los municipios. En este marco, la posibilidad de crear nuevos puestos de trabajo fue observada por varios jefes comunales como una de las cosas positivas que tiene el acuerdo.
El intendente de Aguaray, Alfredo Darouiche, aseguró que el convenio permitirá paliar la desocupación temporariamente y ponerse al día con algunas obras. Un análisis similar hizo el intendente de la Viña, Mario Eduardo Aramayo. "El convenio viene a solucionar problemáticas importantes, sobre todo para reactivar la situación laboral", dijo.
Por su parte, Mario Cuenca, intendente de Campo Santo y presidente del Foro de Intendentes de la Provincia, reveló que este acuerdo era algo que todos los jefes comunales estaban esperando, a la vez que subrayó la importancia de que la transferencia sea inmediata. "En el caso de los que firmaron hoy (por el viernes), el lunes ya van a estar recibiendo la plata del anticipo", aseguró.

fondo bicentenario

El problema de los sueldos
Los intendentes consultados desestimaron que vayan a pedir al Gobierno provincial una ayuda para hacer frente el pago de los sueldos. "La verdad que no está pensado, pero la situación es preocupante, a partir de este plan vamos a tener municipios que van a estar haciendo obras y a la vez con problemas para pagar los sueldos. Y eso puede generar conflictos con los empleados del municipio. Pero hay que tener los pies sobre la tierra y saber que estamos en una situación difícil", fueron las palabras de Cuenca.
Por su parte, el jefe comunal de Colonia Santa Rosa, Jorge Mario Guerra, negó que se estuviera pensando en pedir el apoyo del Gobierno para los sueldos. Sin embargo, admitió que "en el municipio, normalmente, tenemos problemas para pagar en tiempo y forma".

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora