Una mujer mexicana que denunció haber sido obligada a permanecer encerrada contra su voluntad en una prisión de Ciudad Juárez, en un caso de corrupción en el penal, solicitó asilo político en Estados Unidos, informó ayer su abogado.
Mariana Ibarra Morán, de 21 años, decidió refugiarse en EEUU debido a que las autoridades mexicanas no le garantizaron su seguridad tras haber denunciado secuestro y violencia familiar, luego de haber destapado la corrupción existente en el penal de Juárez, aseguró su abogado en El Paso, Carlos Spector.
La citada prisión, el Centro de Readaptación Social de Ciudad Juárez (Cereso), será la que visite el miércoles el papa Francisco. Ibarra asegura haber sido obligada a permanecer en el penal en contra de su voluntad tras una visita conyugal efectuada el 6 de febrero, porque su expareja, Jesús Eduardo Soto Rodríguez, alias el "Lalo", preso por secuestro, sobornó a los custodios para obligarla a quedarse encerrada a su lado.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora