Ni siluetas con pantalones o polleras, ni labios con rouge o bigotes. De las puertas de los sanitarios del primer piso de la Facultad de Ciencia Política de la UNR cuelgan figuras andróginas, mitad rosadas, mitad celestes. Los baños unisex, para varones y mujeres, o "baños sin género", como se los llama en la facultad, se inauguraron en el marco del Congreso Internacional sobre Democracia "como parte de un compromiso de trabajar en la profundización y ampliación de derechos", explicó el decano de la casa de estudios, Franco Bartolacci.
Ciencia Política se convirtió así en la primera facultad de la UNR en habilitar este tipo de sanitarios que ya existen en otras facultades del país, como la de Periodismo y Comunicación Social de La Plata y en la Facultad de Ciencia Políticas y Sociales de Cuyo. Y también en muchas instituciones educativas, oficinas públicas, aeropuertos o espacios de entretenimiento de otros países europeos y algunos estados de EEUU.
La iniciativa surgió de un proyecto elegido el año pasado en el marco del presupuesto participativo de la facultad que, entre otras acciones, contemplaba la incorporación de un baño para personas con discapacidad en el primer piso. Y, al concretar la obra, se decidió ampliar el proyecto e implementar baños unisex.
Sin mingitorios
Del tradicional baño de varones desaparecieron los mingitorios y se sumó un baño adaptado. Los por entonces sanitarios de mujeres también se reacondicionaron.
Para el decano de la facultad se trata de una iniciativa que forma parte de un conjunto de políticas institucionales que persiguen la ampliación de derechos de estudiantes y docentes. "Lo que estamos planteando es un cambio cultural. Hay un sistema binario y patriarcal, vinculado a la separación histórica entre varones y mujeres, que excluye otras formas de existir y de vivir la sexualidad. Intentamos deconstruir esta idea de segregar los baños por sexo y promover el reconocimiento de las diversas identidades sexuales", sostuvo.
Embed
Sin objeciones
La propuesta fue presentada en el consejo directivo de la facultad, donde no tuvo objeciones. El ingreso a los sanitarios incluye un espacio común y dos alas de baños con box independientes que pueden ser usados tanto por varones como por mujeres. Ayer no faltaban quienes dudaban sobre a cuál de estos dos espacios ingresar.
"Son muy nuevos y todavía hay que acostumbrarse", apuntó el presidente del centro de estudiantes de la facultad, Mariano Furlotti, y aclaró que los alumnos acompañaron la iniciativa que se inauguró el lunes pasado, en el marco del Congreso Internacional sobre Democracia.
BAÑOS1.jpg
Prueba de fuego
La prueba de fuego será no obstante, el próximo lunes cuando se reanuden las clases en la facultad. Según Furlotti, "recién entonces se podrá evaluar la recepción que tienen". Algunas discusiones ya se insinuaron, por ejemplo, si no podrían facilitar situaciones de abuso o planteos relacionados con la higiene. De todas formas, en la facultad hay otros cuatro núcleos sanitarios que siguen dividiendo a varones y mujeres. La idea, dijo, es empezar a discutir los binarismos y las formas de ser varón o mujer construidas socialmente. Sin embargo, la experiencia no se seguirá extendiendo al resto de los sanitarios. "Primero vamos a medir que impacto tienen estos", sostuvo.
Fuente: La Capital de Rosario

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


RICO TIPO
RICO TIPO · Hace 3 días

PODES MEAR DE PARADO SIENDO MUJER O PONERTE UN OB SIENDO HOMBRE ¿CHURO NOOOO?

Se está leyendo ahora