Vecinos de un barrio de San José de Metán reclamaron ayer la urgente instalación de energía eléctrica para beneficiar a unas 200 familias carentes de recursos que todavía no cuentan con el servicio.
Residen en la zona de Los Laureles, en un amplio sector de serranías ubicadas al oeste de la localidad, donde existen pronunciadas pendientes que generan muchos inconvenientes, principalmente los días de lluvia, porque todo queda completamente anegado.
"Necesitamos de manera urgente que nos conecten la energía eléctrica, porque la mayoría de las familias que vivimos en Los Laureles estamos enganchados con conexiones precarias y queremos contar con el servicio fundamental y pagar por eso", dijo Nancy Gómez, una vecina del lugar.
Un grupo de residentes concurrió en la mañana de ayer a la Municipalidad a solicitar a las autoridades que se agilicen los trámites.
"Por ejemplo hay un caso en el que doce familias están conectadas de un solo medidor y otros sectores que directamente no tienen luz, como el lugar donde vive una señora mayor que casi no puede movilizarse y eso es lamentable", señaló Gómez.
La mujer dijo que presentaron notas en el Ente Regulador de los Servicios Públicos y en Edesa, y que necesitan una solución urgente.
"Nos dijeron que nos van a dar una solución. Nosotros estamos viviendo en ese lugar hace cuatro años y no contamos con los servicios básicos.
Esto surgió como un asentamiento, todavía no están delimitados los terrenos y no hay mediciones, pero nos dijeron que la expropiación ya está lista para que podamos estar en regla y avanzar con la conexión de los servicios", destacó Gómez.

Gestiones
"Estamos tratando de regularizar la situación de los vecinos", dijo el secretario de Obras Públicas de la Municipalidad, Luciano Leavy, al explicar que están tratando de hacer que la traza urbana tenga la correcta apertura de calles y el amanzanamiento definitivo del barrio Los Laureles. "Estos son requisitos indispensables para poder proveer los servicios públicos como agua, luz, cloacas. Actualmente la mayoría de los vecinos de esa zona están en una situación irregular y no es posible conectarlos legalmente a ningún servicio público", dijo Leavy.
Los vecinos reclaman la conexión de la energía eléctrica pero Edesa no va a proceder hasta que no estén correctamente trazadas y delimitadas las calles, ya que sin la factibilidades del terreno, es muy complicado que se ejecuten las obras necesarias para instalar los servicios.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora