Unas 97 familias del populoso barrio Ramón Abdala, ubicado al norte de la ciudad de Rosario de la Frontera, ya cuentan con el servicio de agua potable.
La ampliación del servicio consistió en la extensión de 520 metros de cañerías de red de distribución con las correspondientes conexiones domiciliarias, 312 metros cúbicos de excavación, válvulas, conexiones y cámaras.
La obra se realizó a través de la Secretaría de Obras Públicas del municipio local.
El intendente Gustavo Solís dejó formalmente inauguradas las conexiones la semana pasada, en un acto del que participaron numerosos vecinos del barrio Abdala.
“Hacía bastante tiempo que solicitamos la obra. Nos sentimos reconfortados”. Gladys Lazarte, vecina de barrio Abdala
Gladys Lazarte, vecina del barrio, manifestó a El Tribuno que era una obra muy esperada. "Hacía bastante tiempo que la solicitamos, puesto que el agua es un servicio elemental y básico para toda familia. La verdad es que nos sentimos reconfortados".
Por su parte, Francisca Segovia, otra de las vecinas del barrio, dijo que finalmente podrá contar con el servicio de agua en su domicilio, luego de tanto tiempo de esperar y reclamar por el acceso a la red.
Asimismo recordó: "Durante el verano era inhumano para nosotros tener que vivir sin agua. Con la misma agua cocinábamos, nos bañábamos o les dábamos de beber a las mascotas. A veces no nos alcanzaba para regar nuestras plantitas o las pequeñas huertas que tenemos en las casas".
Otra vecina contó que tenían que recurrir al aguatero o bien caminar algunos trechos hasta conseguir un grifo en el barrio: "Teníamos que cargar nuestro tacho y llevarlo de nuevo a nuestra casa todos los días. Hoy el agua es una bendición para nosotros".
“En verano era inhumano vivir sin agua. Con la misma agua cocinábamos y nos bañábamos”. Francisca Segovia, vecina
"Podrá ser una obra relativamente pequeña, pero para estas 97 familias que se ven beneficiadas en forma directa y otras 160 familias en forma indirecta, les significa un cambio rotundo de vida, porque el agua potable significa la tranquilidad de poder contar con un servicio indispensable para los seres humanos", remarcó Solís durante la inauguración.
En tal sentido, destacó que desde la comuna se trabaja para que todos los vecinos de la ciudad puedan tener acceso de manera igualitaria a los servicios.
"Cuando se trata de igualdad, decidimos actuar con gestos. Es fundamental que los vecinos de este barrio tengan los mismos servicios que otros sectores. No entramos a discutir si la obra corresponde a la Provincia, a Aguas del Norte o a la Municipalidad".

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora