El jefe de la Policía de Salta, Marcelo Lami, negó los hechos de apremios ilegales que involucran a los efectivos de la comisaría 42 de Tartagal en contra de Darío Moreno, un joven adicto detenido la madrugada del domingo. Las declaraciones fueron en el marco del acto realizado ayer con motivo de la entrega de móviles a la Unidad Regional 4 de esa ciudad.
El Tribuno informó sobre los hechos del fin de semana. En la vereda de la comisaría 42, el Moreno imploraba por ayuda mientras cuatro o cinco policías le propinaban una feroz golpiza. A la rastra, los uniformados ingresaron al joven al patio de la dependencia. Los desgarradores gritos del muchacho provocaron que los internos del lugar intentaran un motín, acción que derivó en el desembarco del cuerpo de Infantería en el lugar. Luego, el joven fue trasladado a la dependencia de Mosconi.
Los padres de Moreno fueron a la comisaría 42 pero les negaron el ingreso. Ayer, la madre y la esposa del joven adicto, con antecedentes penales por hurto y robo, imploraron la intervención de algún profesional de la salud para que sea tratado. Al parecer, el joven padece un brote psicótico.
Denuncia por "mentiroso"
Pese a los registros fotográficos y los testimonios de los padres de Moreno, el jefe de Policía, Marcelo Lami, negó la información publicada por este medio y calificó a El Tribuno como "un medio tendencioso y mal intencionado". Al parecer, Lami desconocía que un vecino registró el momento de los apremios. Darío Tejerina fue quien, tras escuchar las declaraciones del funcionario, decidió hacer la denuncia.
"El domingo cerca del mediodía pasaba por la comisaría 42 y me detuve a mirar un auto que estaba estacionado casi en la esquina de las calles Belgrano y España, estaba chocado en ambas puertas. En ese momento vi cómo los policías golpeaban salvajemente al muchacho en la vereda de la dependencia. Lo patearon entre todos y le tiraban de los pelos con mucha violencia. Me dio miedo pensar que esa gente debe cuidarnos de los delincuentes", expresó el denunciante.
Tejerina añadió: "Al día siguiente, viendo la televisión escuché a un comisario decir que era todo mentira. Me indigné porque yo ví cuando el fotógrafo de El Tribuno le tomaba imágenes a los policías y al hombre golpeado. Me fui hasta la Unidad Regional 4 y pedí hablar con el oficial a cargo para denunciar la terrible paliza que le dieron a ese hombre. El mismo oficial que me atendió me sugirió hacer la denuncia en otra dependencia. La hice en Villa General Gemes", señaló.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


· Hace 12 meses

Dario Tejerina debería estar encerrado en un psiquiátrico, los que lo conocen en Tartagal saben que le falta una tuerca, que no le sube agua al tanque, como puede denunciar y ser testigo de esa manera ???? .....

juan carlos lopez
juan carlos lopez · Hace 12 meses

Aparecio el nn gay, canera de esquina, pinki que se cree cerebro y no pasa de raton, la chusma de Salta, el dueño de la verdad, el mas grande lamebotas, conoce la vida de todo el mundo, como se nota que estas al pedo todo el dia. Lo grave es que tanto crees saber y no sabes la verdad de tu casa,je je

Alicia  Yañez
Alicia Yañez · Hace 12 meses

Qué pueden esperar del ganglio Lami. Es una marioneta al igual que Sciolli,una marioneta muy bien paga.Cuidarnos la cana?Jajajáaaaaaa


Se está leyendo ahora