Ante la indiferencia crónica de las autoridades, vecinos de Rosario de la Frontera y Metán elaboraron una nota pública para el presidente de la Nación, Mauricio Macri, en la que solicitan su intervención para la construcción definitiva de una autovía de cuatro carriles en la llamada "ruta de la muerte".
Se denomina así a la ruta 9/34, en el tramo que une ambas ciudades, por los constantes accidentes viales que allí se suceden. Se trata de un trecho de 35 kilómetros, cuyo asfalto presenta ondulaciones, agrietamientos y banquinas irregulares.
Los accidentes son moneda corriente. El riesgo se acrecienta cuando llueve y la cinta asfáltica se transforma en una trampa para los conductores.
Los vecinos vienen desde hace años exigiendo la realización del arreglo y el mantenimiento de la ruta, así como la construcción de cuatro carriles para mejorar la transitabilidad por dicha vía.
Y pese a los innumerables reclamos realizados, la ejecución del proyecto solamente quedó en promesas y anuncios que nunca se concretaron.
La iniciativa
Ante esta situación, los vecinos autoconvocados hicieron una carta pública al Presidente de la Nación, Mauricio Macri, para que el Estado ponga sus ojos en la zona sur de Salta, olvidada por las autoridades desde hace una década.
La iniciativa fue motorizada por el profesor Edgardo Solaligue, de la ciudad de Rosario de la Frontera, quien se valió de las redes sociales para realizar la convocatoria y a las pocas horas obtuvo la aceptación de numerosos cibernautas que se hicieron eco del pedido público del docente.
"Buscamos concientizar a la población y llegó el momento para actuar con más fuerzas. Estamos cansados de las promesas sobre obras faraónicas que nunca llegan", dijo a El Tribuno el profesor Edgardo Solaligue.
El docente expresó que ya están cansados de las conferencias de prensa, notas en medios de comunicación y las promesas incumplidas de parte de las autoridades provinciales.
También agregó que tienen esperanzas que el anuncio realizado hace un tiempo por el presidente Macri le dé un impulso a la zona.
El anuncio se refiere a la construcción de una vía rápida entre la capital, San Pedro y General Gemes (rutas nacionales 66, 66 bis y 34). Las obras se licitarán a mediados de 2016 y tendrán un plazo de ejecución de tres años. "Queremos que esa obra abarque Rosario de la Frontera, San José de Metán y se empalme con la nueva autovía en General Gemes", afirmó el docente.
Campaña
La idea de los autoconvocados es volver a las rutas para distribuir volantes a los conductores que circulan por el tramo entre Rosario de la Frontera y Metán.
En cuanto los volantes, se reflejaría el siguiente texto: "Señor conductor, usted está circulando por una ruta sembrada de cadáveres, la ruta de la muerte. Autovía urgente, disculpe las molestias, lo hacemos también por usted. Vecinos de Rosario de la Frontera y Metán autoconvocados".
Más de 100 muertes
La ruta nacional 9/34, en el tramo Rosario de la Frontera-
Metán. Se convirtió en la ruta más peligrosa de toda la provincia.
En lo que va del 2016 la cifra de personas que perdieron la vida en accidentes viales asciende a 35.
En el último accidente registrado en ese tramo una familia entera murió cuando el vehículo en el que viajaban chocó en la recta de Yatasto contra un camión.
Por su parte, solamente en 2013 se produjeron 101 accidentes, con un saldo de 25 personas fallecidas, según un informe de la Asociación de Bomberos Voluntarios Ciudad Termal.
El intendente de Rosario de la Frontera, Gustavo Solís, señaló en varias oportunidades que la ruta está muy deteriorada.
"La ruta está totalmente destruida, muy bacheada. Los que conocemos la zona tratamos de no andar de noche".
En tanto, el jefe de Bomberos de la localidad, Gustavo Díaz dijo: "Está en mal estado, llena de pozos. Algunos más chicos y otros más grandes, pero hay que ir con cuidado porque ya hemos tenido accidentes y vuelcos allí", afirmó el bombero rosarino.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora