Para la empresa Arlei no es fácil mantener un litigio con el estudio de abogados con mayor influencia en el Gobierno salteño. Los propietarios de la curtiembre denuncian una serie de resoluciones que consideran "insólitas" por parte del Juzgado de Primera Instancia de Concursos, Quiebras y Sociedades, que tiene a su cargo una demanda por honorarios de dos integrantes de Aguilar y Asociados. Ese estudio jurídico está encabezado por el exjuez federal Horacio Aguilar, hoy asesor del gobernador Juan Manuel Urtubey.
En enero, durante la feria judicial, el juez Pablo Muiños, a cargo de la causa, decidió ejecutar un embargo contra Arlei por $1.800.000, monto que los demandantes, Eduardo Aguilar y Rodrigo Erazo Schmidt, cobraron de inmediato.
Una de las irregularidades que denuncia la empresa, que tiene una de sus plantas en Rosario de Lerma, es que la medida se tomó sin dar ninguna posibilidad de apelar. Sostiene que la notificación de la acción judicial se hizo de manera ilícita, cuando el apoderado de la firma estaba de licencia y durante un día inhábil. La ejecución del embargo también es cuestionada porque se hizo sobre un plazo fijo que no figuraba en el expediente por los honorarios, sino en el de una medida cautelar contra Arlei, solicitada por Aguilar y Erazo ante el mismo juez. La compañía observa la misma premura en el juez para resolver el caso durante la feria judicial como en los letrados demandante para retirar la millonaria suma. Sobre lo último, desde la empresa advierten sobre la posibilidad de que los ejecutantes no acrediten solvencia y exigen una garantía para poder recuperar el dinero en el caso de que se revierta la sentencia de Muiños en otras instancias judiciales.
Recusación
"La grave afectación de los derechos de igualdad, defensa y debido proceso que se denuncian fue provocada abiertamente por el tribunal en beneficio directo de los ejecutantes", sostiene una presentación con la que la empresa Arlei recusó al juez Pablo Muiños. En la presentación se sugiere que la imparcialidad del magistrado fue vulnerada por el vínculo "al poder político" que mantiene el estudio jurídico de Aguilar.
Los abogados demandan el pago de servicios profesionales y la firma, en contraposición, afirma que el estudio jurídico recibía una paga mensual, por lo que no correspondían pagos extra, según lo establece el artículo 51 de la ley de aranceles para abogados y procuradores.

Conexiones con el poder
En la recusación que presentó Arlei en contra del juez de Concursos, Quiebras y Sociedades, Pablo Muiños, se sostiene que "los receptores del ilegítimo amparo judicial pertenecen a un estudio jurídico inequívocamente vinculado al poder político". Insiste, además, que la sentencia no fue legalmente notificada.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia


· Hace 9 meses

HAY EXTIRPAR EL CANCER PERONISTA DE SALTA EL WACHITO LINDO DE URTUBEY TIENE MALA FAMA ==

Guillermo Lopez
Guillermo Lopez · Hace 9 meses

Así se maneja esta Gentuza, MAFIA PURA!!!y así hay que responderles. Arlei contraten Sicarios y PUNTO°°°°°°°°°, de una vez por todas.-

· Hace 9 meses

El caballo del comisario gana siempre, mientras se amparen en el poder que les da el gobierno de turno es al dope

Alfredo Francisco G
Alfredo Francisco G · Hace 9 meses

Sencillo, por lo visto estamos ante una maniobra hostil. Quieren quedarse con su empresa!!!

Ruben Barraza
Ruben Barraza · Hace 9 meses

El poder judicial es una mafia y entre bueyes no hay cornadas, a ver si todavia estos tipos no salen boqueando cosas de su majestad, sino le dan la razon


Se está leyendo ahora