La jueza María Cristina Carrión de Lorenzo ordenó a la petrolera estatal que entregue el contrato completo que firmó con la estadounidense para explotar Vaca Muerta, el megayacimiento ubicado en Neuquén.
Así, la jueza, que renunció a su cargo a partir del 1 de mayo próximo, resolvió ejecutar la sentencia completa que había dado la Corte Suprema de Justicia para que la opinión pública conozca las polémicas cláusulas secretas del acuerdo petrolero.
Carrión de Lorenzo había presentado su renuncia al cargo de juez a partir del 1 de mayo próximo y el Gobierno de Mauricio Macri le aceptó la dimisión con el decreto 430/2016 publicado en el Boletín Oficial.
En noviembre de 2015 un fallo de la Corte Suprema dio lugar a la acción iniciada por el diputado socialista Rubén Giustiniani, que exigía una copia del documento basándose en la ley de acceso a la información.
Desde entonces se desataron idas y vueltas en los tribunales, pero YPF entregó a tiempo un duplicado del documento al Juzgado Contencioso Administrativo Federal Número 7, aunque con algunas de sus cláusulas tachadas.
La petrolera adjuntó un pedido adicional de conservar bajo confidencialidad esos puntos considerados como "información estratégica" para la empresa; solicitud que fue rechazada por la demanda.
La decisión judicial de Carrión de Lorenzo causó sorpresa en los tribunales debido a que ella cuenta con una copia completa del contrato en cuestión, que le fue entregada el pasado 23 de febrero por la compañía petrolera estatal.
Pero desde el juzgado explicaron que no se puede entregar allí una copia del entendimiento con Chevron debido a que las cláusulas están tachadas, por lo que es la compañía estatal argentina la que debe darle una copia al legislador Rubén Giustiniani.
El diputado del socialismo por Santa Fe y ex senador nacional consiguió que la Corte de Justicia de la Nación ordene revelar el secreto.
"Les informo que la jueza Carrión de Lorenzo le dio cinco días a YPF para que entregue el contrato completo firmado con Chevron", celebró Giustiniani en su cuenta personal de la red social Twitter tras conocer la decisión judicial.
La empresa petrolera nacional será multada con 10.000 pesos diarios durante los primeros cinco días en caso de no cumplir la sentencia conocida ayer, y superado ese plazo debería pagar $50.000 diarios como sanción.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora